PostHeaderIcon La Fórmula CCE Para Comercializar Eficazmente Los Servicios Personales

VentaCada persona debe ser su propia vendedora de servicios personales. 

Y para comercializar eficazmente los servicios personales, es preciso adoptar y seguir la fórmula «CCE».

La fórmula «CCE» enuncia lo siguiente:

 

Calidad del servicio + Cantidad del servicio + Espíritu de cooperación = Perfecta y eficaz venta de servicios personales.

 

1.- La Calidad del servicio:

Debe ser entendida en el sentido de realizar cada detalle que se relacione con su cargo de la manera más eficiente posible, teniendo siempre presente como objetivo una mayor eficacia.

 

2.- La Cantidad del servicio:

Se ha de entender en el sentido del hábito de prestar la totalidad del servicio del cual usted es capaz, en todo momento, con el propósito de incrementar la cantidad de servicios prestados a medida que su habilidad aumente con la práctica y la experiencia. Volvemos a insistir en la palabra hábito.

 

3.- El Espíritu de servicio:

Se ha de entender en el sentido de hábito de una conducta agradable y armoniosa que induzca a la cooperación de asociados y demás empleados.

 

Adecuar la calidad y cantidad de sus servicios no basta para mantener un mercado permanente para sus servicios. La conducta, o el espíritu con que usted preste el servicio, es un fuerte factor de determinación relacionado tanto con la remuneración que usted recibe como con la duración del empleo.

Andrew Carnegie resaltó este punto más que otros en relación con su descripción de los factores que conducen al éxito en la comercialización de servicios personales, insistiendo reiteradamente en la necesidad de una conducta armoniosa.

La importancia de una personalidad agradable se destaca porque es un factor que le permite a uno prestar servicios con el espíritu adecuado. Si uno tiene una personalidad que agrada, y presta sus servicios en espíritu de armonía, estas son ventajas que suelen compensar deficiencias tanto en la calidad como en la cantidad del servicio ofrecido. Nada, sin embargo, puede sustituir con éxito a una conducta agradable.

La fórmula CEE para comercializar con eficacia los servicios personales ha sido extraída del libro «Piense Y Hágase Rico» de Napoleón Hill, un clásico de la autoayuda y el desarrollo personal sobre la abundancia, la prosperidad, la riqueza y el dinero.

 

¿Qué te ha parecido este artículo?, ¿Te ha resultado útil y valioso?, ¿Qué opinas de la fórmula CEE para comercializar eficazmente los servicios personales?, ¿Has leído el libro «Piense Y Hágase Rico» de Napoleón Hill?

 

¡Compártelo!

¡Déjame Tus Comentarios!

*